Ben Harper, el otro gran genio americano oct07

Etiquetas

Artículos relacionados

Compartir

Ben Harper, el otro gran genio americano

Que quién es Ben Harper. Mmnnn…. Un músico norteamericano (Pomona, octubre del 69), quizás sea su mejor definición. Reconozco a cara descubierta que mis oídos jamás se han acostumbrado a los sonidos del blues, del jazz, del reggae, al funk… a todo ese mundo de sonidos negros y no tan negros. Parece increíble que un servidor de ustedes se atreva a tratar con un gigante como este. Y juro ante internet y la pantalla sobre la que leen que jamás pensé que este tipo de música podría llegar a cautivarme. Pero he caído en las garras de un creador universal.

Y es que Ben Harper es todos esos estilos. Ni una sola canción es parecida a otra. Basta con echarle un vistazo a ‘Diamonds on the inside’ (Virgin Records, 2003), largo que poco a poco fue a apareciendo y cogiendo minutos en mi reproductor, para darse cuenta de la cantidad de registros que maneja.

La delicadeza de su voz, el sentimiento profundo que da a sus temas más pausados, o la fuerza extraordinaria que impone en sus temas más guitarreros hacen de Harper un fenómeno esencial que deja ver con claridad sus profundas raíces musicales. Una especie a cuidar y a contemplar desde la serenidad más individual.

Con una mezcla de étnias en su sangre y procedente de una familia vinculada a la música, deja ver en su amplía discografía una multitud de pinceladas a cada cual más sugerente. El blues, el rock, el pop y todos los géneros imaginables se entremezclan para hacer de Ben Harper un “artistazo”. Un genio humilde y comprometido.

Con un fuerte compromiso vital, en numerosas entrevistas ha criticado la actividad política de su país, la interpretación que se hace de la religión y los desequilibrios que existen en el mundo, utiliza toda la sencillez de su personalidad para demostrar que hay mucho por denunciar. De ahí nacen muchos de sus temas.

Este genio incomparable saca de cada instrumento que toca una forma de expresión genuina, algo diferente. Tambores, bajos, guitarras… Todos se dotan de vitalidad en sus manos, en unas canciones que se descubren y acompañan desde la sinceridad más absoluta.

Ben Harper tiene en el mercado ni más ni menos que 12 discos, debutó en 1992 con ‘Pleasure and plain'(Cardas Records). En 2007 lanzó “Lifeline” (Virgin Records), su último álbum. De sus canciones destacan multitud de ellas: “When she believes”, un auténtico himno, “Diamond on the inside” (2003), un diamante para los oídos que da título al disco. “Widow of a living man” (The will to live, Virgin, 1997), delicadeza en estado puro. “In the colours”, de su último disco ‘Lifeline’ (Virgin, 2007). Y así podríamos seguir. Ha tocado en directo en España en numerosas ocasiones y diversas facetas, en solitario, con banda acompañante. Les dejo con un temazo.